Obispos norteamericanos prefieren renunciar, antes que aceptar adopciones homoparentales

Obispos norteamericanos prefieren renunciar, antes que aceptar adopciones homoparentales

Asociaciones católicas de Illinois, dedicadas a la protección de la infancia, han preferido cesar sus actividades a cumplir con los nuevos requerimientos que les impiden recibir dinero del Estado, si rechazan a las parejas del mismo sexo como padres adoptivos.

Para los Obispos católicos estadounidenses la medida es un ejemplo de un supuesta campaña gubernamental para coartar la libertad religiosa y expandir los derechos homosexuales. Dicha percepción también es compartida por aspirantes presidenciales republicanos y pastores evangélicos.

“En nombre de la tolerancia no somos tolerados”, afirmó el Obispo Thomas Paprocki, de la Diócesis de Springfield, abogado civil y canónico que ha ayudado en la diezmada campaña eclesiástica por preservar contratos estatales para servicios de asistencia.

Obispos como Paprocki no sólo se enfrentan a los activistas de los derechos para las parejas gays, sino también a creyentes y miembros de la Iglesia que apoyan la equidad sin importar las preferencias sexuales.

Los defensores consideran que el clero no puede usar el dinero del estado para discriminar a los homosexuales.

Tim Kee, profesor de Marion, Illinois, fue rechazado para adoptar por asociaciones católicas hace tres años junto a su pareja, Rick Wade.

“Ambos somos católicos, amamos a nuestra Iglesia, pero las fundaciones católicas nos cerraron las puertas. Para empeorar el daño, mis impuestos fueron a pagar discriminación contra mi persona”, expresó Kee.

La libertad religiosa es peleada por los Obispos desde diferentes frentes. Por ejemplo, han pedido a la Administración de Barack Obama levantar la obligación de que asociaciones afiliadas a la Iglesia cubran la anticoncepción en los planes de salud para sus empleados.

@SentidoG

 

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario