Pages Menu
TwitterRssFacebook
Categories Menu

Posted on Sep 5, 2016

¿Qué problemas de salud puede tener el pene?

¿Qué problemas de salud puede tener el pene?

Los problemas en este miembro masculino no solo están relacionados con la salud sexual del hombre sino que puede ser indicativo de un problema de salud oculto.

Además, estos problemas pueden afectar otras áreas de la vida, causando estrés o problemas de relación y dañar la confianza en uno mismo. Por ello, es fundamental conocer los signos y síntomas de problemas del pene y qué se puede hacer para proteger su salud.

¿Qué puede afectar a la salud del pene?

El sexo sin protección: se puede contraer una infección de transmisión sexual.
> Las enfermedades del corazón, la diabetes y la hipertensión: todas ellas pueden causar disfunción eréctil.

> Algunos medicamentos y tratamientos: por ejemplo, la extirpación quirúrgica de la glándula prostática y el tejido circundante como tratamiento para el cáncer de próstata podría causar incontinencia urinaria y disfunción eréctil.

> Fumar: también aumenta las probabilidades de tener disfunción eréctil.

> Los niveles hormonales: Los desequilibrios hormonales, especialmente la deficiencia de testosterona, se han relacionado con la disfunción eréctil. La obesidad también puede provocar niveles bajos de testosterona.

> Problemas psicológicos: si alguien que experimenta un problema de erección teme que le vuelva a pasar es muy probable que le cause ansiedad y depresión que, a su vez, pueden provocar problemas de erección.

> Enfermedades neurológicas: un ictus, lesiones en la médula espinal o la espalda, la esclerosis múltiple o la demencia pueden afectar a la transmisión de los impulsos nerviosos desde el cerebro al pene, causando la disfunción eréctil.

> El envejecimiento: la disfunción eréctil y otras disfunciones sexuales son más comunes a medida que se envejece, ya que los niveles de testosterona disminuyen con el tiempo.

> Piercings: una perforación del pene puede causar una infección de la piel y también interrumpir el flujo urinario. Dependiendo de dónde se coloca la perforación, también podría empeorar su capacidad de lograr una erección o el orgasmo.

pene

¿Cuáles son los problemas más comunes del pene?

Problemas de erección o eyaculación: Estos podrían incluir la incapacidad para lograr y mantener una erección lo suficientemente firme para tener relaciones sexuales (disfunción eréctil) o, excepcionalmente, una erección persistente y dolorosa que usualmente no es causada por la estimulación sexual o la excitación (priapismo). Otras preocupaciones están relacionadas con la eyaculación, especialmente la eyaculación precoz,con numerosas variantes.

Anorgasmia: en algunos casos, el paciente podría no ser capaz de lograr un orgasmo a pesar de la estimulación adecuada. Esto podría reflejar problemas hormonales, tales como la deficiencia de testosterona, o indicar un problema subyacente con los nervios. También determinados medicamentos o enfermedades como la diabetes también pueden tener este efecto secundario.

Cambios en la libido: la reducción del deseo sexual (libido) pueden deberse a varias condiciones, incluyendo un desequilibrio hormonal, problemas de relación o incluso la depresión. Pero también puede producirse bruscos aumentos en la libido, particularmente en hombres mayores, que podrían estar relacionados con alguna medicación. Por ello, estos expertos recomiendan comentarlo con el médico.

Infecciones de transmisión sexual: diversas infecciones de transmisión sexual pueden afectar el pene, incluyendo las verrugas genitales, gonorrea, clamidia, sífilis y herpes genital. Los signos y síntomas incluyen dolor al orinar, secreción del pene, y llagas o ampollas en el pene o en el área genital.

Fimosis: se produce cuando el prepucio no se puede retirar totalmente, lo que puede conducir a infecciones y causar dolor al orinar o en las erecciones. La parafimosis ocurre cuando el prepucio no puede ser devuelto a su posición normal después de haber sido retraída. Esta condición puede causar una inflamación dolorosa del pene y la disminución del flujo sanguíneo.

> Otras enfermedades y condiciones: una infección por levaduras pueden causar una erupción rojiza y manchas blancas en el pene. La inflamación de la cabeza del pene (balanitis) podría causar dolor y una secreción falta. La enfermedad de Peyronie, una enfermedad crónica que implica el desarrollo de tejido cicatrizal anormal en los tejidos internos del pene, podría dar lugar a erecciones dolorosas o dobladas.

> El cáncer de pene: podría comenzar como una ampolla en el prepucio, la cabeza o el cuerpo del pene.

Signos o síntomas de problemas del pene

Los doctores de la Clínica Mayo recomiendan consultar lo antes posible si se detecta:

> Cambios en la forma en que la eyaculación.

> Sangrado durante la micción o la eyaculación.

> Verrugas, golpes, lesiones o una erupción en el pene o en su área genital.

> Cuando el pene esta ostensiblemente doblado o la curvatura provoca dolor o interfiere en la vida sexual.

> Sensación de ardor al orinar.

> Secreciones no habituales.

> El dolor severo después de un trauma en el pene.

> Modificaciones en el deseo sexual, especialmente en hombres mayores.

Qué hacer para mantener la salud del pene

> Tener una vida sexual responsable.

> Vacunarse contra el virus del papiloma humano (VPH): los doctores lo recomienda para hombres de 26 años o más jóvenes prevenir las verrugas genitales.

> Mantenerse físicamente activo: la actividad física moderada puede reducir significativamente el riesgo de la disfunción eréctil.

> Hábitos de higiene correctos.

> Conocer los posibles efectos secundarios de los medicamentos que toma y hablarlo con el médico si es necesario.

> Prestar atención a la salud mental: buscar tratamiento para la depresión y otras enfermedades mentales.

> Dejar de fumar y limitar la cantidad de alcohol: tanto fumar con el exceso de alcohol pueden disminuir los niveles de testosterona. Los expertos recomiendan que los hombres no tomen más de dos bebidas alcohólicas al día.

> Tomar decisiones saludables: mantener un peso y un estilo de vida saludables pueden ayudar a reducir el riesgo de desarrollar alteraciones del colesterol, la presión arterial alta y la diabetes tipo 2 y, por tanto, prevenir la disfunción eréctil.

No se pueden prevenir todos los problemas del pene. Sin embargo, un examen rutinario permite una mayor conciencia de su estado de salud y ayudar a detectar cambios. Por ello, los chequeos regulares permiten detectar y diagnosticar problemas lo antes posible.

Con Información de @cascara_amarga

Related Posts

Depilarse el pene aumenta el riesgo de ITS La gente ignora que con la depilación se originan pequeños cortes y roces
Estudio encuentra que el VIH y el cigarro pueden ser mortal Hay una gran proporción de fumadores dentro de la comunidad de portadores de VIH
Consejos para mantener una erección A todos nos ha pasado alguna vez, que nuestro pene no se pone firme cuando debería estarlo
VICE explora el mundo de los novios de silicón Sinthetics ha estado produciendo muñecos y muñecas de silicón de tamaño real