Estudio concluye que parejas abiertas o no, pueden ser igualmente felices

Las personas que tienen sexo para estar cerca de su pareja, así como satisfacer sus necesidades sexuales, son más felices.

Un nuevo estudio publicado en el Journal of Social and Personal Relationships, reveló que la gente que se encuentra en una relación consensuada no monógama (parejas abiertas), son igualmente felices que aquellos con una pareja exclusiva.

El estudio fue realizado por la Universidad de Guelph en Ontario, Canadá, y exploró la satisfacción en la relación de 140 personas no monógamas, y 200 monógamas.

Tener sexo para estar cerca de tu pareja, te hace feliz

En ambos casos, las personas que tienen sexo para estar cerca de su pareja, así como satisfacer sus necesidades sexuales, tienen relaciones más satisfactorias, que aquellos que tienen sexo por razones menos intrínsicas, tales como, evitar un conflictos, afirma el estudio.

El estudio concluye que si estás satisfaciendo tus necesidades psicológicas y estas satisfecho sexualmente, es más probable que seas feliz en tu relación, sin importar la estructura, por lo que el tipo de relación no es necesariamente un indicador de felicidad. 

La gran mayoría de las parejas, son monógamas

Se estima que sólo del 3-7% de las relaciones en EEUU son abiertas, país en donde el 51% de la gente menor a 30 años reporta que su relación ideal es monógama y el 60% reporta que la relación en la cual se encuentran es completamente monógama.

Related Posts

Fotógrafo explora la sexualidad gay en lugares públicos Las escenas pueden ser perturbadoras, pero es intencional, ya que se busca agrandar el margen de tolerancia.
Boy Erased se centra en las terapias de conversión Boy Erased se estrena en noviembre en Estados Unidos.
Dos integrantes de una boy band coreana a punto de darse un beso en el escenario Minseok se acerca a Chanyeol, y cuando lo hace se voltea para darle un beso en la boca, a lo que reaccionan ambos sorprendidos.
Las preguntas que jamás debes hacer durante el sexo En una relación se debe poder hablar de todo, pero hay temas que es mejor no tratarlos en la cama.

Tags: