Sally Field habla sobre su hijo gay

Esta semana, en el estado norteamericano de Tennessee, se ha propuesto una ley que permitiría discriminar a los gays amparándose en la libertad de expresión religiosa. Según parece, la gente con convicciones religiosas se siente discriminada por no poder decir que nuestro ‘estilo de vida’ es antinatural, así que han conseguido que se aprobara una propuesta de ley para poder hacerlo y que, como contrapartida, permite el acoso amparándose en ‘razones religiosas’.

Como es evidente ya se está trabajando para erradicar esta ley. HRC está intentando recaudar fondos para hacer una campaña, llamada ‘Licence to Discriminate’, que defienda los derechos de las personas LGBT. Para ayudar a concienciar sobre este hecho, Sally Field ha escrito una sentida carta en la que habla de su hijo gay:

Las tres cosas de las que estoy más orgullosa en mi vida son mis hijos, Peter, Eli y Sam. Son cariñosos y productivos. Cada uno de ellos tiene sus propios talentos. Sam es mi hijo pequeño y es gay. A esto yo digo: ¿Y qué? Cuando Sam crecía quería desesperadamente ser como sus hermanos mayores –atlético, revoltoso e incluso un poco macho-. Quería batir a Eli al tenis, derrotar a Peter en videojuegos de futbol y aprenderlo todo sobre todos los jugadores de basket. Pero Sam era diferente. Y el camino para permitirse a él mismo ser lo que la naturaleza quería que fuera no ha sido fácil. Cuando lo vi en apuros quise ayudar, pero sus hermanos mayores no me lo permitieron. Me dijeron que yo no podía hacer el camino de Sam, debía recorrerlo él, no yo. Debía esperar a que él llegara a descubrirse en sus propios términos. Yo podía ayudarle simplemente estando visiblemente a su lado, queriéndolo y haciéndoselo saber.

Finalmente, cuando cumplió 20 años, mucho después de que batiera a sus hermanos al tenis y a los videojuegos, y que lo aprendiera todo sobre el baloncesto, Sam fue capaz de alzarse y decir con orgullo: ‘Soy un hombre gay’.

Uno de los mayores privilegios de mi vida ha sido que se me permitiera ser parte de la travesía de Sam.

Existe gente –organizaciones y políticos, extraños que nunca han conocido a Sam- que están entregados en denegarle la felicidad.

¿Por qué alguien quiere evitar que mi hijo –o el hijo o hija de cualquiera- tenga las protecciones legales básicas como ausentarse del trabajo por enfermedad de un familiar, los beneficios de la viudedad o un seguro médico? No tiene sentido –pero no cambiará hasta que la gente luche-. Estoy orgullosa de sumar mi voz aHRC por la igualdad ¿Te unes a mi?

Tanto si eres una persona LGBT, un padre o un abuelo, o simplemente una gran persona con fuertes convicciones sobre lo que es justo y lo que es correcto, espero haberte convencido de posicionarte junto HRCpor la igualdad ¡Estarás orgulloso de haberlo hecho!

Esta no es la primera vez que Sally Field habla de su hijo para defender los derechos de las personas LGBT. En 2012 presentó un premio en una gala de HRC donde hizo un emotivo discurso.

@AmbienteG

Related Posts

“Love, Simon”: el amor gay adolescente La película está protagonizada por Nick Robinson y Josh Duhamel
Estudio: la orientación sexual es genética Se encontraron dos variantes de genes que al parecer están conectados con la orientación sexual
Los 5 besos gay más importantes de la TV Aquellos primeros besos entre dos hombres que a muchos han hecho estremecer
Starbucks: ¿parte de la agenda gay? ¿Por qué nos volvemos locos con que en su anuncio aparezcan dos mujeres de la mano? 

Tags: