Senadores de Paraguay arremeten contra la homosexualidad y el matrimonio igualitario

Algunos senadores de Paraguay arremetieron hoy contra la homosexualidad en un debate tras el que aprobaron una declaración contra el matrimonio entre personas del mismo sexo, un tema que ha salido a la palestra por un proyecto de resolución contra la discriminación que se trata en la Organización de los Estados Americanos (OEA).

El debate sobre esa declaración llevó a algunos senadores a enzarzarse en un debate “alarmante”, según la ONG paraguaya Somosgay, que tachó las intervenciones de homofóbicas y misóginas.

“No soy filósofo, pero soy bien macho, bien hombre”, dijo arropado por sus correligionarios el senador colorado Carlos Núñez Agüero, del partido del presidente paraguayo, Horacio Cartes. “Cuando vemos un travesti, hombre vestido de mujer, no sabemos dónde mete ese que sabemos”, añadió el político.

El senador de la misma formación Luis Alberto Castiglioni manifestó que “era él quien se sentía discriminado” por las iniciativas a favor del aborto y del matrimonio entre personas del mismo sexo, ambos prohibidos en Paraguay.

“Hay un fuerte lobby en todo el mundo para sentirnos acomplejados en contra de lo que el señor creador determinó. Nos sentimos discriminados”, declaró Castiglioni.

En cambio, la senadora del Partido Liberal Zulma Gómez lamentó las expresiones de sus colegas: “Somos hipócritas. Muchos homosexuales son autoridades y los respetamos. Hasta el mismo Papa dijo que tenemos que respetarnos. La libertad de las personas es un derecho fundamental”.

La declaración “a favor de la vida” fue aprobada por el Partido Colorado con los votos en contra de los grupos de izquierda Avanza País y Frente Guasú y de algunos legisladores del Partido Liberal, el mayor de la oposición.

El tema ha entrado en el debate público en Paraguay después de que esta semana el Ejecutivo anunciara que no apoyará una resolución que condena la discriminación contra personas por su orientación sexual, que será votada en la próxima Asamblea General de la OEA, que se celebrará el 3 al 5 de junio en Asunción.

El texto, impulsado por Brasil, pide eliminar las barreras que enfrentan los homosexuales, bisexuales y transexuales “en el acceso equitativo a la participación política y otros ámbitos de la vida pública, así como evitar interferencias en su vida privada”.

La resolución no menciona expresamente el tema del matrimonio entre personas homosexuales, que es legal en Argentina y Uruguay. Aun así, en una declaración conjunta, los obispos católicos de Paraguay y dos asociaciones evangélicas pidieron hoy que en la Asamblea los miembros de la OEA rechacen el matrimonio entre personas del mismo sexo.

Por su parte, Somosgay criticó hoy los comentarios proferidos en el Senado: “El uso de la orientación sexual o identidad de género de las personas como insulto es una práctica que agrava aspectos violentos y autoritarios de nuestra sociedad, fruto de una cultura basada en prejuicios machistas”, afirmó en un comunicado.

Aseveró que el machismo y la homofobia son “más graves” cuando vienen de autoridades públicas como los senadores “al reforzar este tipo de paradigmas para el resto de la sociedad”.

La asociación exigió que se disculpen y calificó de “violencia verbal” en particular las declaraciones del senador José Manuel Bóbeda, del derechista partido Unión de Ciudadanos Éticos (Unace), que negó que en Paraguay se discrimine a las personas por su orientación sexual y dijo: “La mujer es como una mascota, como una perrita fiel, que debe cocinar y atender sólo al hombre”.

Somosgay aseguró que esto “habla a las claras de la fragilidad del concepto de respeto a la dignidad que debería regir en las funciones de un funcionario en un Estado de derecho”.

@cascara_amarga

Related Posts

“Love, Simon”: el amor gay adolescente La película está protagonizada por Nick Robinson y Josh Duhamel
Estudio: la orientación sexual es genética Se encontraron dos variantes de genes que al parecer están conectados con la orientación sexual
Los 5 besos gay más importantes de la TV Aquellos primeros besos entre dos hombres que a muchos han hecho estremecer
Starbucks: ¿parte de la agenda gay? ¿Por qué nos volvemos locos con que en su anuncio aparezcan dos mujeres de la mano? 

Tags: