Un candidato homófobo de Carolina del Norte trabajó como drag queen en su juventud

La historia se repite: político opuesto a los derechos LGTB al que descubren un pasado (o un presente) revelador de su posible homosexualidad. El precandidato republicano al Senado de Carolina del Norte Steve Wiles, que ha hecho campaña contra el matrimonio igualitario en su estado, ha admitido que trabajó en el pasado como drag queen.

El antiguo dueño de la discoteca gay Odyssey, en la ciudad de Winston-Salem, identificó al aspirante a la nominación republicana a senador por el distrito 31 de Carolina del Norte. Según el entonces dueño del local, que cerró en 2010, Wiles era un cliente habitual de la discoteca y trabajó como presentador del espectáculo de drag queens, con el nombre artístico de Mona Sinclair, a partir de 2001. El político, que estuvo afiliado al Partido Demócrata hasta como mínimo 2008, cambió más tarde de siglas y apoyó el referéndum para elevar a rango constitucional el veto a cualquier tipo de unión civil entre personas del mismo sexo, celebrado en mayo de 2012. Los votantes apoyaron la medida con un 61% de los sufragios.

Wiles reaccionó, hace tres semanas, negando tanto ser el que aparece en las fotos como ser gay, para finalmente admitir de forma tácita que aquel era su trabajo. Esta semana, Wiles declaró haber “pedido perdón a las personas que más me importan por las cosas que hice cuando era joven”, sin aclarar concretamente por qué motivo tenía que pedir disculpas. En un mensaje de su página de Facebook este domingo, el político denuncia que recibe “llamadas vulgares” tanto de la comunidad cristiana como de la LGTB, defiende su postura contraria al matrimonio igualitario a pesar de mostrarse a favor de la “igualdad para todos” y afirma mantener contacto con antiguos colegas del club donde trabajaba. Las primarias del Partido Republicano, en las que Wiles tendrá que medirse con otros tres candidatos, tendrán lugar el próximo 6 de mayo.

Lo cierto es que la lista de políticos y otros personajes públicos de conocidas convicciones homófobas “pillados” en algún tipo de actividad supuestamente reveladora de su homosexualidad es amplia; algunos de ellos han acabado admitiendo su orientación y otros no. En dosmanzanas nos hemos hecho eco de muchos de ellos, e informamos de la creación de la página estadounidense gayhomophobe.com, para registrar los nuevos que van saliendo a la luz. Entre los presuntos gays homófobos de los que hemos hablado se encuentra un español, el expresidente del Tribunal Supremo Carlos Dívar, al que el periodista José María Calleja hizo outing hace dos años.

@DosManzanas

Related Posts

Boy Erased se centra en las terapias de conversión Boy Erased se estrena en noviembre en Estados Unidos.
Multan a México en el mundial por homofóbico El artículo 67 del código disciplinario de la FIFA dice que el equipo puede considerarse responsable por la conducta inapropiada de su afición. 
Beso gay en el Señor de los Cielos Una escena entre Omar Terán y Jaime ha desatado comentarios en redes sociales.
Queer Eye sin duda será el programa gay del año La clave ha sido la manera en la que han actualizado el formato a la realidad de la época.

Tags: